Las mejores películas del año

Como todos los años, en Macgú hemos hecho recuento de lo que hemos visto y de lo que nos ha gustado. Esta vez, no obstante, no hemos querido hacer cada uno nuestro Top Ten y arreando. Esta vez hemos participado todos. Hemos hecho votación interna. Y el resultado dista de ser más alentador que el de las elecciones generales. Aunque aquí, parece ser que también hay pactos: todos hemos hecho lo que hemos querido pero películas que a algunos nos han encantado, se han quedado fuera del top por tener casi ningún voto. Renunciamos a ciertos principios en pos de un bien mayor. La maldita democracia.

Así pues, Mad Max se corona en lo alto ya que estaba en todas nuestras votaciones y con unas puntuaciones de aúpa. No hay rival que se resista a Imperator Furiosa. Por su parte, Del revés ostenta la segunda posición aun sin estar presente en todas nuestras listas de lo mejor del año, al igual que Yo, él y Raquél. Bueno, que aquí lo tenéis.Y este ha sido el resultado. Ha habido cadáveres… siempre los hay. Pero estas son las mejores películas que los redactores de Macguffilms han visto este año. Más democráticos que nunca, les deseamos feliz vacacionismo y apúnten las que no han visto, que ya tardan en remendar el error.

Nº 1: Mad Max: Furia en la carretera

MAD-MAX-FURY-ROAD-–-INSPIRED-ARTISTS-DELUXE-EDITION

Con las noticias de su problemático rodaje a sus espaldas, y siendo Happy Feet 2 (2011) la última cinta de su director, poca gente se esperaba la innegable calidad de este reboot de la saga australiana anteriormente protagonizada por Mel Gibson. Lo cierto es que la nueva película de George Miller es un torrente frenético que no da tregua al espectador, y todo ello recurriendo a una puesta en escena impecablemente cuidada y no a la catarata de imágenes insustanciales a las que nos tienen acostumbrados el cine de acción contemporáneo. Una rotunda y tosca obra de arte que nos ha hecho soñar que el Blockbuster, el riesgo, la locura y la calidad artística no están enfrentados.

Nº 2: Del revés (Inside Out)

Lo mejor del año del revés

La última obra maestra de Pixar ya fue lo mejor del verano y también ha terminado siendo lo mejor del año. De esto último podría deducirse que este 2015 ha dado muy pocas grandes películas (lo cual es cierto) pero en este caso significa simplemente que Del revés es una cinta absolutamente conmovedora que rebosa originalidad, ingenio y saber hacer. Un prodigio visual que razona desde el corazón y deja una huella imborrable en nuestro cerebro.

Nº 3: Yo, él y Raquel

me and earl and the dying girl1

Una película tan llena de amor al séptimo arte que es imposible no amarla. Una oda al cine y a lo que éste significa para el joven audiovisual contemporáneo, un homenaje de 105 minutos a las cult movies repleto de guiños… Y también una estupenda combinación de elementos del drama y la comedia en una (la de siempre) historia de amistad. Si: amistad, sana, grande, transformadora, normal y buena. Nada de chorradas cursis ni romances de adolescentes sin sentido. Amén de un reparto que derrocha simpatía y un guión que derrocha amor por lo que en Macgú amamos. ¿Qué más se puede pedir?

Nº 4: Sicario

Sicario

Con un guión poco original pero muy sólido, una dirección vibrante apoyada en una fotografía extraordinaria, y unos actores en estado de gracia, esta película sobre el narcotráfico confirma definitivamente el talento de Denis Villeneuve. Una muy notable aproximación al frecuentemente explotado universo del narcotráfico, con más pericia e inteligencia que la media. Y con una admirable capacidad admirable para investigar el calado psicológico  de la guerra contra el narcotráfico. Y por sostener que ésta se perpetúa tanto por quienes la combaten como por quienes la ejercen. Lo cierto es que Villeneuve casi consigue algo casi imposible: que la realización de la secuela de Blade Runner no nos de tanto miedo estando en sus manos.

Nº 5: eMPATE: lANGOSTA vs tRUMAN 

Empate en el quinto puesto para dos películas que no podían ser más diferentes. Por un lado, Truman: una eficaz comedia amarga tan cargada de drama como la vida misma. Una cruel broma que habla de lo trágico con una mirada tan inteligente como efectiva. Y por otro: Langosta, una historia de amor imposible en un mundo en el que ser soltero es un delito. Habiendo despertado opiniones dispares en la última edición del Festival de Cannes, lo que resulta incuestionable respecto a la última película del cineasta griego Yorgos Lanthimos es que es muy peculiar. Pero lo que podría haberse estancado una premisa original, se convierte en un hermoso tratado sobre el amor (y la locura) gracias a aciertos de guion, una dirección primorosa y un gran reparto encabezado por un soberbio (y gordo) Colin Farrell.

Nº 6: Star Wars: El despertar de la Fuerza

The Force Awakens

Correrán ríos de tinta. Infinitos y caudalosos. Pero es innegable que, para el 2015, no ha habido otra película como El despertar de la Fuerza. Con sus más y sus menos, J.J. Abrams ha conseguido una gran película de aventuras espaciales. Una perfecta reformulación de la saga que equilibra lo nuevo y lo de siempre para construir un perfecto objeto de lucimiento de la nostalgia cinéfila de tres generaciones distintas. Han Solo, Chewie y R2D2 se dan la mano con héroes que serán los nuevos protagonistas de nuevas generaciones de fans: Rey, Finn, BB-8… Y pasanán los años y volveremos a esa galaxia muy, muy lejana, tantas veces como haga falta. Porque Star Wars sigue siendo Star Wars ahora más que nunca.  Que la Fuerza siga acompañándonos muchos años más, leñe.

Nº 7: Marte

Marte la película que la NASA quiere que veas

Aunque en Macgú le diésemos caña, lo cierto es que la última película de Ridley Scott ha gustado más de lo esperado entre los que aquí escribimos. Una película de supervivencia que decide alejarse de todo rastro de drama para apostar por el positivismo más desenfadado y tranquilo. ¿Quedarse solo en Marte sin nada qué comer? Pan comido si has estudiado en la NASA.

Nº 8: El Club

B014_C010_0723EW

Una película incómoda de principio a fin. Una película jodida, y que jode mucho. Y también uno de los mejores y más valientes films, no ya del 2015, sino en años. Cuatro sacerdotes de la santa madre iglesia recluidos en una casa por distintos motivos, confesando y padeciendo la culpa de sus terribles pecados. Corderos de Dios que quieren pasar desapercibidos ante su mirada.  Recluidos en un pueblo sin nombre de la costa chilena obligados a enfrentarse a sus recuerdos para fingir distintos procesos de redención. Un viaje a las profundidades del significado de “pecado” y su subjetiva manera de interpretarlo. La transgresión consciente de los preceptos religiosos como definición de la verdadera, aunque terrible, cara del ser humano.

Nº 9: Macbeth

Macbeth

A priori podríamos pensar que, habiendo como hay tantas obras maestras indiscutibles del cine basadas en la misma tragedia shakesperiana, cualquier adaptación sería tan sólo un añadido a pie de página en la Historia del Cine con mayúsculas. Pero de repente llega el primer plano del Macbeth de Justin Kurzel y se nos pasa todo. Tres segundos necesita esta nueva visión para golpearnos en lo más profundo. Y a partir de entonces ya no para. Una puesta en escena  arrolladora y actual en consonancia con la locura de unos personajes totalmente atemporales. Una Marion Cotillard encarnando a una enajenada pero más humana Lady Macbeth, afectada por lo que ése primer plano de la película contiene. Y un Michael Fassbender cuyo Macbeth hechizado parece sentir a flor de piel. Una interpretación que le va como anillo al dedo. Brutal.

Nº 10: Straight outta Compton + El puente de los espías + La Novia

Raperos de Compton, guerra fría y Lorca empatan en la décima posición de lo mejor del año. La historia de los N.W.A, raperos que se rebelaban contra la autoridad y la depresión de los guetos  estadounidenses en los ochenta, ha convencido como drama basado en hechos reales. También en hechos reales vuelve Spielberg que, si estrena un año, es difícil que no esté en un TOP. Su mirada a la Guerra Fría nos ofrece una de las interpretaciones más solidas y memorables de Tom Hanks y también, una lección de cine. Y empatada con estos dos films, se cuela la española La Novia, adaptación de Bodas de Sangre de Federico García Lorca que ha hecho que nos enamoremos, aún más si cabe, de Inma Cuesta. A mediados de los 80, el barrio californiano de Compton era uno de los lugares más peligrosos de Estados Unidos. Cuando un grupo de jóvenes convirtieron sus experiencias vitales en una música brutalmente sincera que se rebelaba contra la autoridad, le dieron voz a una generación silenciada. Siguiendo la meteórica trayectoria de N.W.A. (formado por Arabian Prince, DJ Yella, Dr. Dre, Eazy-E, Ice Cube y MC Ren), la película narra la historia de cómo estos chicos revolucionaron para siempre la música y la cultura popular al contar al mundo cómo era realmente la vida en el ghetto.

Quedaron fuera del TOP: en el puesto 11, empate a cuatro con Slow West, Kung FuryY de repente tú y Misión Imposible: Nación Secreta. El puesto 12 sería para Irrational Man. Habría empate en el trece (The Assassin y Un día Perfecto) y en lo último del podio, empate entre La Visita y Spectre. Y esto, a grandes rasgos, sería lo que nos ha dejado este 2015 de cine. Buenas y felices fiestas y que la fuerza les acompañe!

Hecho conjuntamente por: @fabioribeiro23, @ledesmavila, Carles Gómez y @FrancescMiro

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s