The Imitation Game

Existe un tipo de biopic (película biográfica) que no está tan dirigido a dar a conocer la vida (o parte) de una figura histórica protagonista. Más bien se dirige a limpiar una conciencia colectiva dedicada al olvido generacional y la condena injusta de una sociedad pasada. Se trata de salvar el pasado de una sociedad para que esta sea más razonable y comprensiva en su presente. Es un mecanismo muy básico que cree que narrar injusticias pasadas puede evitar cometer las futuras.

“The Imitation Game” puede parecer un biopic sobre un genio matemático que descifró la máquina de guerra alemana Enigma y salvó millones de vidas (ahí es nada). Pero lo que podría haber sido un buen juego de memoria con toques de espionaje y conflicto bélico de fondo, se revela pronto como un mecanismo de limpieza de la conciencia colectiva que juzgó severamente a su protagonista, Alan Turing, por el mero hecho de ser homosexual.

the_imitation_game

En la primera película no noruega de Morten Tyldum, éste se aleja del tono crudo y sucio que caracterizó su anterior “Headhunters” para ofrecer todo lo contrario: “The Imitation Game” es un film impoluto. Una película de buenas actuaciones, buen ritmo, buena ambientación, buena BSO (a cargo de un Desplat sembrado en 2014) y buen mensaje de bienintencionado carácter.

Su límpida forma no esconde para nada lo que es. De hecho, casi se muestra orgulloso de repetir clichés, de mostrar el giro (obvio y esperado) en el momento preciso (obvio y esperado).

Por supuesto no hay nada de malo en esto. Intentar hacer justicia a figuras olvidadas pero tan importantes como Turing es necesario. No hay nada de malo en ofrecer un producto tan formalmente bien hecho como olvidable. Todo depende de lo que esperemos de él. Como siempre.

En mi caso, “The Imitation Game” se me revela como un buen film sin sorpresas pero con un acabado tan efectivo y sincero como poco revelador. Conocer la figura de Turing resulta interesantísimo y muy entretenido. Pero cinematográficamente, más allá de disfrutar de la actuación de Benedict Cumberbatch, aporta poco.

the-imitation-game-whysoblu-4

Y a pesar de todo, insisto en que “The Imitation Game” es una buena película cuya funcionalidad está lejos de ser innovadora (para buenos biopics tenemos en cartel la fantástica Mr. Turner) pero que tampoco lo pretende. Funciona bien y se disfruta como se disfrutan las tardes de domingo: todas son iguales y sin embargo las esperamos como si no las hubiésemos vivido nunca.

Lo mejor: es obvio que Cumberbacht, aunque también la interpretación del Turing niño.

Lo peor: su falta de personalidad. Algún secundario desaprovechado.

(Tráiler vía http://www.baldovi.net)

Por: @FrancescMiro

Anuncios

2 comentarios en “The Imitation Game

  1. Hola
    Esta es una de las pendientes de este año, me gusta mucho Keira y Cumberbatch también, pero es que las críticas la están poniendo de bien… pero sin destacar nada jajaja
    Grandes palabras 🙂

    1. No es una película que vaya a pasar a la historia pero no está bien y da gusto ver a Cumberbacht. Aunque si vas a ir al cine, ahora tienes “Leviatán” en cartel, y pronto “Birdman”. Ésas si que no te las puedes perder 😉

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s