#AtlantidaFilmFest: bloody session

Seguimos con nuestro paseo virtual por las películas que nos ofrece #AtlantidaFilmFest y esta vez nos ha traído algo muy especial. Sangre. Bendita sangre. Porque, ¿qué sería de un festival cinéfilo sin unos buenos chorretones de sangre? En el cine hay una gran cantidad de películas que recurren a empapar a sus protagonistas de este fluido como único argumento, otras la usan con raciocinio y otras prescienden de manchar de rojo aunque sea contraproducente. La cuestión es que, si te gusta el cine, alguna vez has visto teñida la pantalla de sangre y, oye, a veces mola. Aquí, un par de ejemplos.

Why don’t you play in hell?

“Sion Sono en estado puro, o lo que es lo mismo, una “Superocho” de yakuzas rodada por Tarantino.Why_macguffilms_Don_t_Play_in_Hell Multireferencias a “Election”, “Cinema Paradiso” o como él mismo la define: su personal “Kill Bill””. Esta era la carta de presenteación de “Why don’t you play in hell?”. Y claro, a ver quién se resistía a eso. Aviso a navegantes, si no os va lo gore, mejor que clickeis en otro lado porque se va a cagar la perra. Sangre no le falta a esa peli que nos muestra, entre otras muchas cosas, el clásico conflicto entre bandas yakuza que se odian a muerte, eso sí, siempre con una buena dosis de humor (negro, claro, como si a esta película le combinara de otra clase).

Pero no hay que quedarse en eso. Recordad la descripción, “Cinema Paradiso”. Ni mucho menos es para comparar, pero desde luego esta pieza de eso que llaman cine dentro del cine rebosa amor al séptimo arte. “Haz una buena película, aunque sea lo último que hagas” es la máxima del film y la cumple con creces. Tanto su protagonista como su director, reflejado el uno en el otro y el otro en el uno ponen todo su empeño en hacer una buen film y eso se nota. De ritmo acelarado, llegando a ser vertiginoso en algunas ocasiones, aunque pausado cuando es necesario, la película es un canto al amor, al amor por el celuloide, aunque muy gore. Pero, ¿no es eso el amor?

Macguffilms_zropGH7UCl0txERrmgC3ZlxZICQ

Puedes verla aquí.

Los inocentes

Ante nosotros un joven proyecto de gente joven con jóvenes como protagonista. Muy repetitivo, puede, pero es lo que hay. Un grupo de muchachos (como si aquí fuéramos sobrados en años) made in ESCAC (Escola Superior de Cinema i Audiovisuals de Catalunya) se junta para hacer este proyecto, ‘Los inocentes’. Una docena de directores, no muchos más actores y el resultado es un proyecto que dice más por sus intenciones que por su resultado.

Cero pretensiones y mucha honestidad son la mejor baza del film que, inevitablemente, flojea en su guión, sus personajes y actores, aunque no en su dirección. Tenemos ante nosotros un slasher que sirve de homenaje a un buen puñado de slashers ochenteros. ¿Qué ocurre cuando un día de los inocentes un joven muere fruto de una novatada en un albergue? Pues que el albergue se convierte en el lugar perfecto para que muera la chavalada futura. En este caso, el típico grupo con el típico bromista, el típico friki, el típico chico insguro que quiere a la chica, el típico macarra que es un cagado y el resto de cosas típicas. Así que, si no tienen nada mejor que hacer, siéntense, relájense y póngase esta peliculilla (dura una hora); simplemente disfruten de cómo las muertes llegan una detrás de otra y, de paso, ríanse, joder, ¡que todo es una gran broma!

los_inocentes_1_zps5f0ec38e

 

Puedes verla aquí.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s